Noticias

Sí, es un título con trampa, pues nada menos indicado que usar la expresión «blablá» , empleada para referirse a textos o conversaciones sin base ni contenido, cuando con ella hago referencia a una feria del libro. Pero las siglas BLA, (Bilboko Liburu Azoka en euskera) se prestaban al chiste.

Ya en mitad de la feria, este evento ha recobrado la fuerza que poseía antes de la pandemia y eso siempre es una buena noticia. Superado un fin de semana largo allí, con tres sesiones de firmas y aún me resta darme una vuelta por el recinto el viernes 10, a dedicar ejemplares de mis novelas a los lectores que así lo quieran y se acerquen por la caseta de la Librería Etxean.

El diario El Correo, publica hoy en su edición dominical, este artículo. Un texto que recoge gran parte del espíritu de Dolor.

Muy agradecido.

PINCHA EN EL LINK Y ACCEDE AL PROGRAMA DE LA FERIA LIBRO BILBAO 2022

https://liburuganbara.eus/wp-content/uploads/2022/06/88641-BILBOKO-LIBURU-AZOKA-52-web_compressed.pdf

El sábado 21 de mayo, estuve en la feria del Libro de Santurtzi, de nuevo invitado por la librería Sorgin de Sestao.

Fue la primera vez que compartí stand con una escritora infantil, Lola Núñez, de quien me maravilló su capacidad para conectar con lectores muy pero que muy jóvenes.

Buena tarde, cogiendo tablas por si alguna vez se me ocurre cambiar de público lector.

Otra parada en este particular recorrido por librerías destacadas de la villa.

La primera presentación que hice, cuando me embarqué en esta travesía literaria, fue en 2012, en el mismo lugar que la hice ayer, en la librería Elkar de la calle Licenciado Poza, en Bilbao.

Estas cosas, tienen un especial valor que me apetece destacar.

El espacio que dedican en este local para este tipo de eventos es estupendo. Además, estuve muy bien acompañado y la charla resultó muy amena. Cuando acude un publico participativo, es un premio la verdad.

Viernes 29 de abril, un paseo hasta FNAC Donostia para presentar Dolor a los vecinos del otro extremo de la A8.

Repetía experiencia, puesto que mi primera incursión literaria en esta ciudad fue con mi anterior novela, Siete cuerdas y también en FNAC.

Siempre es un placer, por estos y otros motivos más lúdicos, darse una vuelta por Donosti y ya, aprovechar la jornada para callejear por lo Antiguo, mimando el espíritu y el paladar.

Tarde de firmas en Barakaldo, en su feria del Libro

Invitado por la librería Sorgin de Sestao, iniciamos juntos una serie de citas para dedicar ejemplares a los lectores también, en las próximas ferias de Santurtzi y Bilbao. Por cierto, muy agradecido de que me aguardasen con todas mis novelas.

Pero lo mejor, el volver a tomar el pulso a este tipo de eventos, después de dos años sin apenas actividad.

Y ya si encima nos reencontramos lectores que son amigos, o amigos que son lectores, alcanzamos la excelencia.

Agenda apretada de presentaciones y firmas entre finales de abril y primeros de mayo.

El martes 26 de abril, estuve en FNAC Bilbao. La verdad es que ya es una cita habitual, pues con cada una de mis novelas, por allí nos hemos acercado manuscrito y autor a presentarnos a los lectores.

Esta edición del Día del Libro, lo pasé en compañía de la Librería de Deusto, que amablemente me invitaron a compartir caseta con ellos en el Paseo del Arenal, en Bilbao.

tarde lluviosa pero también tarde de ventas y de firmas. Quedó muy claro que el público lector, en general, tenía muchas ganas de acercarse a conocer y hacerse con las novedades editoriales, despùés de dos años tan atípicos, a cuenta de la pandemia.

Pero este 23 de abril, era muy especial por otro motivo, pues precisamente ne esta fecha, se cumplen diez años desde la aparición de mi primera novela, El Sueño de Akala.

Recordar aquel instante, en que llegaros los primeros ejemplares a casa, abrir aquella caja y tener por fin entre las manos tu libro, es algo muy emotivo

Y sucedió que en aquel Día del Libro, se vendieron también los primeros ejemplares al público , en la misma celebración de Bilbao, a la que estoy haciendo referencia.

En imagen, dos tipos un tanto (no mucho) cambiados. Será que el Tiempo, empieza a cobrarse lo suyo. Démosle cancha, por todo lo que está por venir.

Encantado de convertirme en participante habitual de esta cita.

Con esta, son ya cuatro las veces que he acudido invitado a presentar mis novelas. Al igual que en anteriores ocasiones, el trato y acogida ha sido fenomenal. Lectores participativos, público interesado, planteando dudas y opiniones. Genial.

Tiene un mérito enorme los esfuerzos de varios colectivos de este barrio, compartido entre Bilbao Y Arrigorriaga, por celebrar año sí y año también, una semana festiva, participativa y cultural.

Y es que participar en cosas así, donde se aprecia ese esfuerzo desinteresado, es muy enriquecedor.